18 de abril de 2013

El maestro del Prado.


En esta ocasión Javier Sierra nos trae una obra que pretende ser, o al menos eso nos da a entender, de alguna manera autobiográfica. Sobre los hechos que le ocurrieron en su juventud cuando aun era un estudiante de periodismo y hacía sus pinitos colaborando el alguna revista.

Se nos narran los encuentros que tuvieron lugar en el Museo del Prado, con un misterioso personaje, que le va descubriendo las supuestas claves y mensajes secretos que contienen obras maestras de pintores tales como Rafael, El bosco, El Greco etc.

Lamentablemente yo personalmente me he encontrado con más de lo mismo que no me quería encontrar, puesto que ya me pasó con otras obras del autor el hecho, de que nos plantea dudas y misterios muy atractivos y sugerentes pero no nos ofrece solución a ellos.
La verdad es que tenía la esperanza de que en esta ocasión fuera un poco diferente, pero si bien es verdad que en el final deja una de las partes un poco atada, todo lo demás es cómo digo más de lo mismo, pues esta obra me ha recordado muchísimo a "La cena secreta" es más, yo personalmente aconsejaría que si ya habéis leído una no hace falta que leáis esta otra, pues pese a que aquella me gustó más porque estaba ambientada en la época de Leonardo da Vinci y nos encontrábamos con personajes más interesantes, el tema que tratan es muy parecido. Incluso hay obras que se mencionan y plantean como enigma en ambos libros por ejemplo "La virgen de las rocas".

Para quien no conozca mucho la obra del autor os pondré un ejemplo para que veáis a lo que me refiero cuando digo que "expone pero no resuelve".

En el caso del supuesto misterio que contiene el cuadro que os acabo de mencionar aparecen dos niños, algo que fue recurrente en diversos cuadros de la época. Uno representa a Jesús y el otro a Juan Bautista, y el secreto al que nos enfrentamos es la posibilidad de que algunos autores de la época enmascararan un supuesto embarazo gemelar de la virgen María debido al cual no nació un mesías si no dos, incluso va más allá la idea, planteando la posibilidad de que, quien realmente estaba destinado a serlo era Juan y no Jesús.
Bien, llegados a este punto, todo nos parece sorprendente y deseamos saber más ¿Como descubrieron estos pintores estos supuestos hechos? ¿Quien les pudo facilitar tal información o de que fuentes sacaron tales conclusiones? ¿Había tal vez mucha más gente de la época que conocía tal secreto? De ser así ¿Cual seria la hipótesis de lo sucedido, por qué se oculto que Jesús tenia un hermano? ¿Como ha llegado a nuestros días la historia tan manipulada o diferente de la supuesta realidad?

Pues nada. Como digo ninguna duda se resuelve ni siquiera planteando alguna supuesta solución ante tantos enigmas y de tal magnitud. 
Vamos vagando a través de la novela, de cuadro en cuadro, de misterio en misterio, de maestro en maestro, sin que queden resueltas ninguna de nuestras dudas que cada vez son más acuciantes.

Por otra parte las vivencias personales de Javier fuera del museo, en su vida cotidiana que se desarrolla en el colegio mayor en el que vive y junto a sus amigos y conocidos, ha sido para mí otra baza mal jugada pues apenas le saca jugo a esta parte de la historia.

Me quedo un poco desanimada, pues tenia la esperanza de resolver algunas de las dudas que ya me quedaron pendientes con "La cena secreta" respecto a todos estos misteriosos mensajes subliminales que al parecer guardan tantas y tantas obras de arte. 

Por favor señor Sierra, no nos deje más veces con la miel en los labios y sáquese, aunque sea de la manga, alguna hipótesis para su próxima novela. Sus seguidores le quedaremos muy agradecidos.

Muchas gracias a la editorial Planeta por el envío del ejemplar.

Mi puntuación es: 5.5

Quizá también te interese...


26 comentarios:

  1. De Javier Sierra solo me he leído "la catedral del mar" y no me gustó nada porque para mi era una copia de "los pilares de la tierra" así que si encima leo reseñas no tan positivas como me esperaba de esta novela...pues ahí se queda. Gracias por la reseña Isabel. Besitos!

    ResponderEliminar
  2. La catedral del mar me recuerda a los pilares y este al código da vinci.
    No me convencen ninguno.
    Gracias por la reseña.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Hola guapa!!!

    No sabes las GANAS que tengo de leer algo de este autor, cada vez me apetece más :D Y en parte es gracias a ti, me contagias con tu entusiasmo jajaja ;)

    Un besote!

    ResponderEliminar
  4. Este no es para mi...el tema que trata con el arte etc...se me haría muy pesado.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  5. No me llama la atención dudo que lo lea pero gracias por la reseña ^^.

    ResponderEliminar
  6. Aurora, la catedral del mar no es de Javier Sierra, sino de Ildefonso Falcones. Son dos escritores muy diferentes. Javier Sierra se dedica a los misterios que se pueden encontrar en muchas de las cosas que creemos sobradamente conocidas y tiene la costumbre de no cerrar misterios ni exponer ninguna hipótesis que pueda explicar alguno de esos misterios. Sin embargo, Ildifonso Falcones se limita a novelar periodos históricos que realmente sucedieron, creando una ficción ambientada en la época sobre la que escribe y cierra bien las histórias.
    Son muy diferentes.

    ResponderEliminar
  7. No he leído a este señor. Para empezar estos temas no me atraen gran cosa y, basándome en tu opinión, no creo que lo lea. Es muy fácil introducir misterios en una historia, lo difícil es desentrañarlos y si esto no lo hace, me iba a coger un cabreo monumental.
    Besitos y gracias por ser tan clara.

    ResponderEliminar
  8. A mí me gustó mucho ir descubriendo obras de arte y sus secretos. Lo de que no dé respuestas, bueno, hay misterios irresolubles pero los lectores podemos ir haciendo suposiciones o conjeturas...
    Besos,

    ResponderEliminar
  9. No he leído nada de este autor y pensaba estrenarme con esta novela, así que ya te contaré qué me ha parecido cuando le llegue el turno... besos

    ResponderEliminar
  10. Pues en mi caso nunca he leído este autor y mi intención es sacar algo de la biblioteca de él y aunque no sé aún si ya lo tienen me encantaría empezar por este libro.

    Sobre lo que nos comentas yo te lo agradezco porque pensaba que exponía y resolvía y ya veo que no, así que ya quedo avisada. La verdad es que es algo que me toca un poco las narices es como cuando puedo ver Cuarto milenio, que mucho lirili y poco lerele al final nunca llegan al final del asunto y me desespera.

    Besitos y lo dicho gracias por las aclaraciones... el mensaje final se lo deberías dejar en su web o en algún sitio que lo lea sin falta ;) hehee

    ResponderEliminar
  11. De acuerdo contigo en todo. También me dio mucha rabia que dejara así lo de los niños y luego ya se me hizo muy muy denso. Eso de despertar el interés y que luego el lector busque información por su cuenta está bien para un libro divulgativo pero para una novela...
    Besos

    ResponderEliminar
  12. A mi me encanta como escribe este hombre y le tengo ganas al libro, desde que salió.

    Supongo que el tema de plantear misterios y no llegar a resolverlos es bastante personal. A mí me gusta que sea así, que el autor sea capaz de hacernos divagar, pensar y hacer el ejercicio de intentar resolver, o asentar cierta explicación, sobre esos misterios. Muchos no tienen solución y, de tenerla, si nos la diese muy masticada perdería bastante de esa esencia de misterio, creo.

    Un besote, Isabel!

    ResponderEliminar
  13. Es un autor que no me llama mucho la atención, aunque hay que reconocer que tiene mucha imaginación. En cualquier caso creo que tengo una obra suya en el ebook y algún día me pondré con ella para contrastar opiniones.
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Lo había descartado porque no me llama mucho este tipo de historias, aunque me gustaría leer alguna vez alguna novela de este autor.Un beso

    ResponderEliminar
  15. Vaya, con lo bien que pintaba...
    Leyendo tu reseña no tengo muy claro que me vaya a gustar leerlo...
    Lo pospongo de momento.
    Gracias por la reseña.

    Besos y ¡nos leemos!

    ResponderEliminar
  16. Me atraen mucho los libros que giran en torno a obras de arte, por eso leo asiduamente a Tracy Chevalier (La joven de la perla, La dama y el unicornio...) Me gusta perderme entre telas, lienzos, pintores y artesanos. Por eso le daré una oportunidad, aunque visto lo visto esperaré poco de la trama y me contraré en un paseo entre obras maestras. Un beso

    ResponderEliminar
  17. a mi me gustó mucho este ensayo vestido de novela que usa para desarrollar teorías jugando con la credibilidad de un lector que termina por pensar... Por poder...
    Además la edición es una preciosidad
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Todavía no he leído nada de este autor pero este libro me atrae bastante, aunque las opiniones que he visto son bastante dispares
    besos

    ResponderEliminar
  19. Bueno, creo que no voy a intentar leer esta novela. El autor no me convence mucho y no veo que te haya entusiasmado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  20. Es una pena, porque he visto un montón de entrevistas en la televisión que han hecho al autor y me encanta como se expresa, pero luego te lees las novelas y te dejan un poco pufff....
    Besos y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  21. Pienso igual que Susana me gusta escuchar a Javier Sierra pero pienso que sus libros son muy parecidos entre si, un besote.

    ResponderEliminar
  22. no se si es un libro que yo leeria pero no lo descarto :D lo anoto muack

    ResponderEliminar
  23. Este libro me tienta, sobre todo por tener el arte como tema. No voy con muchas expectativas por si acaso...
    Besotes!!!!

    ResponderEliminar
  24. Me apetece bastante leerlo, el argumento me llama mucho la atención =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  25. De Javier Sierra me quedo con alguna de sus novelas; me gusta como escribe pero cuando se mete en el papel de investigador no tanto... Sabe mostrar historias desconocidas e interesantes pero solo hace eso, presentarlas... Me pasó con "La ruta prohibida" y decidí que sólo leería sus novelas, no ensayos.
    Por lo que leo, veo que no ha cambiado xD
    Por cierto, tengo un cariño especial por este escitor... fue el primer autor que me firmó un libro Jeje

    Saludos y me quedo por aquí!

    ResponderEliminar